Si me preguntaran cuál ha sido el hombre más lúcido que he escuchado, contestaría sin duda que fue el filósofo italiano Franco Volpi, a quien tuve la oportunidad de conocer en algunas conferencias que impartió en la Universidad Nacional, meses antes de su muerte.

Experto en la obra de Heidegger y Shopenhauer, fue profesor de la universidad de Padua. Reconocido por sus profundas reflexiones en torno al nihilismo.

Como suele pasar con los hijos del viento, el absurdo nos arrebató a Volpi el 14 de abril, cuando fue atropellado mientras montaba en bicicleta en Vicenza, su ciudad natal.

Les dejo el enlace a una entrevista concedida a la revista Común Presencia

Anuncios